Por qué los departamentos de marketing y comunicaciones deberían comenzar a trabajar con pronosticadores de tendencias

Por qué los departamentos de marketing y comunicaciones deberían comenzar a trabajar con pronosticadores de tendencias

Con el marketing y las comunicaciones cada vez más basados en datos, los pronosticadores de tendencias son el siguiente paso para mejorar los esfuerzos. A través de la investigación y la experiencia, estos pronosticadores pueden ayudarte a liderar la percepción del consumidor. Aprende cómo encontrar el pronosticador adecuado. Luego, lee nuestro libro electrónico sobre pronósticos de tendencias.
John Boitnott
Octubre 29, 2019

De todos los desafíos que los equipos de marketing y comunicación enfrentan regularmente, predecir el comportamiento del cliente podría ser el más difícil de alcanzar y el más tentador. Después de todo, ver lo que los consumidores podrían hacer en el próximo mes, temporada o año resolvería muchos problemas. Entender hacia dónde se dirige tu industria, mucho antes que tus competidores, tampoco estaría de más.

Tus equipos de marketing y comunicaciones pueden hacer uso de la siguiente opción: un pronosticador de tendencias experimentado.

¿Qué significa el pronóstico de tendencias?

Los pronósticos de tendencias legítimos necesitan una gran experiencia, un sentido de discernimiento informado y una absorción espontánea del comportamiento del usuario.

Brian Solis es autor del nuevo libro Lifescale, además de ser el analista principal y futurista del Grupo Altimeter. Él dice que es parte arte y parte ciencia, y no del todo preciso, pero cuando se hace bien, se puede extraer bastante contenido útil.

“Las comunicaciones como industria son en gran medida mecánicas”, dice. “Y los mejores profesionales de la industria realmente se preocupan por sus relaciones, están realmente bien informados sobre sus temas. Pero mirar hacia el futuro y convertirse en un recurso de valor agregado para su red representan retos completamente diferentes”.

La previsión de tendencias requiere la capacidad de clasificar grandes cantidades de información rápidamente. Esto incluye las tendencias actuales del cliente, el comportamiento y las opciones respaldadas por datos, las influencias externas y los posibles resultados de esas influencias.

Esto significa trazar el curso probable de las tendencias emergentes. Por lo general, nada de esto es compatible con los programas de certificados o títulos. Esto requiere una familiaridad profundamente arraigada con un campo específico y una red cuidadosamente cultivada de expertos e influenciadores.

Predecir tendencias resuelve problemas

El pronóstico de tendencias resuelve problemas que de otro modo no se podrían resolver. Al comprender los escenarios futuros de hoy, se puede actuar con rapidez, antes de que la competencia actúe. Esto te permite dar forma a tu mensaje y difundirlo antes que nadie.

Vikki Willmott, jefe global de contenido y publicaciones en Hill + Knowlton Strategies, dice que el valor que un pronosticador de tendencias de buena reputación puede agregar a tu equipo está basado en un cambio hacia la planificación proactiva.

“Debido al ritmo acelerado del panorama actual de los medios y las comunicaciones”, dice Willmott, “puede ser fácil concentrarse mucho en las comunicaciones receptivas. ¿Qué pide la gente de inmediato? ¿Cuál es nuestro punto de vista? ¿Qué tan rápido podemos entregarlo? Al mirar hacia adelante, planificar y estar preparado para lo que viene, las comunicaciones se vuelven más significativas y mucho más efectivas”.

Si eso suena como un cambio útil en la perspectiva, un pronosticador de tendencias puede ser una inversión que valga la pena.

Encontrando el pronóstico de tendencias adecuado para tus necesidades

Nuestros expertos sugieren algunas cualidades para buscar en un posible pronosticador o futurista.

Wilmott sugiere que el rasgo principal es la curiosidad, así como “la capacidad de convertir el comportamiento en ideas”, pero agrega que las habilidades más concretas también son cruciales. “Las habilidades de investigación genuinas son clave. No se trata de mezclar datos en gráficos bonitos, sino de una capacidad real de detectar patrones y comunicar lo que significan”.

Solis advierte que necesitas conocer bien tu propio campo para contratar a un pronosticador efectivo.

“Yo sugiero comenzar a tener conversaciones con esas personas directamente”, sugiere Solís. Usa esas conversaciones para conocer al influenciador o experto tanto a nivel de interés personal como de sus contactos.

Utiliza tus propios contactos en este proceso. Solicita recomendaciones a tus colegas, no solo para los pronosticadores de tendencias en sí, sino para personas influyentes calificadas y con conocimiento.

Nuestros dos expertos también están de acuerdo en que es importante profundizar en el propósito e intención al contratar a un pronosticador de tendencias. Conoce qué tipo de audiencia necesitas comprender si estás buscando tendencias de consumo. La experiencia es crucial, pero también lo es la pasión. Busca una persona que pueda comunicar claramente tanto su experiencia como su pasión por entender a la audiencia y el mercado con el que está trabajando.

Evitando pronosticadores fraudulentos

Si bien los pronósticos legítimos de tendencias han existido durante años, también lo han hecho los “expertos” fraudulentos.

¿Recuerdas a “normacore“? La empresa de pronósticos K-Hole predijo la tendencia en 2014. Consistía en ropa sin marca diseñada para destacarse solo por su falta de características distintivas. Lo que muchos pueden no haberse dado cuenta en ese momento o desde entonces es que K-Hole era un colectivo de arte que complacía su pasión por los esfuerzos creativos (es decir, completamente inventados).

En ese entonces sucedió algo extraño: la tendencia falsa se hizo realidad. Si bien este podría ser un caso de estudio sobre cómo iniciar una tendencia propia, esta no servirá de mucho para encontrar un socio confiable.

¿Cómo puedes saber si estás hablando con un pronosticador que carece de la experiencia o es un fraude? Solís dice que realmente se reduce a una combinación de su propia intuición y experiencia. “Puede ser muy difícil saberlo porque a menos que mantenga un cuadro de mandos de lo que dicen y lo que sucede, es muy difícil distinguirlos”. Realmente se basará en lo que se siente bien, lo que suena bien, el proceso que estas personas pasan para trabajar contigo”.

Tu propia experiencia puede ayudarte a reconocer los problemas de pronóstico antes de que se conviertan en desastres para la empresa. También puedes darles una prueba y luego evaluar el valor de la información que entregan a tu equipo, sugiere Solis, y agrega que, al menos en cierta medida, “desafortunadamente es prueba por error o prueba por éxito”.

Implementando un pronosticador de tendencias en tu flujo actual de trabajo

Wilmott señala que hay diferentes tipos de tendencias, cada una de las cuales juega un papel distinto en comunicaciones y marketing.

Primero, dice, “hay tendencias sobre el comportamiento del consumidor que deberían ser prioridad en tu proceso cuando uses una plataforma creativa”.

A continuación, ten en cuenta las tendencias que deberían ayudarte a configurar tu estrategia de contenido. “Comprender las diversas maneras significa que puedes determinar qué recursos son más útiles y cómo pueden integrarse en tu flujo actual de trabajo”.

Entonces, ¿cómo puedes incorporar mejor los pronosticadores de tendencias en tus comunicaciones y flujos de trabajo de marketing? En cierto sentido, dice Willmott, usa la información de tendencias de la misma manera que utilizarías cualquier tipo de datos o información. Solo es útil en la medida en que realmente permitas que se filtre en todo tu proceso e informe tus comunicaciones.

Próximos pasos: posiciona tu marca

Lee nuestro libro electrónico sobre los secretos de un observador de tendencias, revelado para conocer cómo los pronosticadores de tendencias informan tus decisiones y te ayudan a aprovechar todo tu potencial.